La inflación en Bahía acumula un 24,1% y el IPC volvió a dispararse en agosto

En agosto, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del Centro Regional de Estudios Económicos de Bahía Blanca, volvió a acelerar su ritmo de crecimiento. El promedio general de precios minoristas avanzó un 4,1% con respecto al mes anterior registrando la suba más importante de los últimos veintisiete meses. Con este resultado, la inflación acumulada en Bahía Blanca transcurridos ocho meses de 2018 alcanza el 24,1% mientras que la variación interanual evidencia un incremento general del 32,5% con respecto a agosto 2017.

Image description
Image description

IN Bahía Blanca consultó sobre estas cifras al jefe del CREEBA, el economista Gonzalo Semilla que explica la forma de trabajo que llevan adelante para lograr estos informes. “Nosotros relevamos una canasta de aproximadamente 400 artículos y en las grandes cadenas de supermercados relevamos unos 6500 precios por mes con encuestadores que circulan y andan caminando la calle todas las semanas haciendo este trabajo. Además tenemos para analizar prepagas, medicamentos, combustibles, hay un montón de artículos que no necesariamente se ubican en el supermercado” detalla Semilla. “Y los primeros días hábiles de cada mes nos juntamos con el equipo técnico a chequear todos los datos para después publicar el resultado” concluye el economista.

Sobre la fuerte variación que sufrió el dólar al final de agosto, Gonzalo Semilla estima que “la corrida cambiaria de la última semana de agosto todavía no se ve reflejada en los índices, si bien hubo variaciones en los precios de lista no se llegaron a implementar. Mi sensación es que a partir de esta semana se va a empezar a ver ese traslado, con lo cual uno supone que septiembre va a ser un mes preocupante respecto a lo inflacionario”.

“El índice de agosto no es algo que nos sorprenda, fue un mes muy difícil, un golpe muy fuerte para todos nosotros, con lo cual un 4,1% es algo esperable pero duele transmitir los números” confiesa Semilla y agrega que “ahora hay que ir viendo cómo reacciona septiembre, pero se estima que el índice ronde el 3,5%”.

Respecto al detalle de cuáles han sido los rubros que jugaron un papel fundamental para llegar a una variación de precios para agosto del 4,1%, el jefe del CREEBA explica que “dentro de los nueve capítulos que nosotros medimos , el más importante fue -bienes y servicios varios- con 6,4% de variación, que nos sorprendió mucho. Posteriormente fue -salud- por las prepagas y le sigue -transporte y combustible-, esos son los tres capítulos que más traccionan. En menor medida, pero igual importante es “alimentos y bebidas” con 3,8% que generalmente es lo que más impacta en nuestros bolsillos”.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: