Casa Peña: la oportunidad de disfrutar panes caseros, ricos y saludables

Se trata de un emprendimiento personal del chef Santiago García, quien cocina diferentes variedades de panes con masa madre.

Image description
Image description

Casa Peña arrancó en marzo del año pasado. La primera idea fue hacer un servicio de cenas y eventos a domicilio haciendo cenas por pasos, que están armadas en base al menú y a la temporada. Fuimos haciendo panes para complementar esos menúes y que quede como algo fijo. Lo de las cenas no funcionó porque implicaba mucho desgaste y esfuerzo que no me iba a rendir del todo. Entonces traté de buscarle la vuelta, a mí siempre me gustó amasar y se me ocurrió hacer pruebas con masa madre dado que ya había trabajado con fermentos naturales. Generé una masa madre y decanté en hacer panes por pedidos y por encargue”, comenzó a relatar Santiago García, creador de Casa Peña, a IN Bahía Blanca.

Se trata de un emprendimiento local, en el cual fabrica panes con masa madre (que nace de la fermentación natural de harina mezclada con agua) utilizando todas materias primas locales. Las variedades que ofrece son: pan de campo elaborado con harina de trigo candeal, foccacias, que es un pan plano italiano que se hace en molde con tomate, aceite de oliva, sal marina y romero, panes integrales orgánicos de trigo y de centeno, brioche, que es un pan tipo francés y panes con cereales como por ejemplo semillas de lino o de girasol. A su vez, se pueden encargar baguettes, panes con tomate, albahaca o romero, panes de hamburguesa o sino también pan dulces de medio kilo con chocolate, almendras, nueces y ralladura de cítricos. Además, hay ciertos panes especiales de centeno mezclado con trigo, miel y girasol o de algarroba con manteca.

Los panes de campo cuestan $70 la medida chica y $100 la grande, los integrales $110 y los de centeno $150, los de hamburguesa $20 cada uno, la brioche de molde $120 y la foccacia entera 250 o la mitad 150 y los panes dulces 250.

“Al hacerse con masa madre, el producto es muy superior en calidad, digeribilidad, longevo porque se mantiene fresco pero principalmente es mucho más saludable. Depende la fecha del año, de lo que me van encargando y de lo que se me ocurre en base a los productos que están en temporada, voy generando panes. Lo que más me pone contento es que pude lograr el producto al cual llegue por estar completamente focalizado en él”, agregó Santiago con respecto a los productos que ofrece.

También comentó los recaudos que el cliente debe tener para poder aprovecharlos de la mejor manera: “se pueden freezar o guardar en la heladera pero no lo recomiendo porque pierde características como olores o estructura. Para cuidarlos no hay que cortarlos en vano porque sino pierden humedad y en lo posible guardarlos tapados con un trapo seco, en alguna bolsa de papel o en una canasta para que no le entre mucho aire y no se sequen”.

Para finalizar, concluyó manifestando: “aconsejo consumir este tipo de panes porque no tienen aditivos ni químicos sino que están hechos con fermentos naturales y son equilibrados en cuanto a lo nutricional porque trato de utilizar la mayoría de harinas orgánicas sin pesticidas. Es por esto que los invito a que los puedan probar porque es un pan con cáscara, con sabor y que experimenten en su cuerpo lo que sienten al consumirlo al ser un pan nutritivo, de todos los días, consciente, saludable y principalmente no es acompañante sino que es protagonista”.

Para poder observar los panes, figura en Instagram como Casa Peña y para encargar las variedades de panes o alguna en particular, hay que pedirlo con un día de anticipación al 2915772154.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: